Xiaomi sigue innovando a cualquier plano del sector tecnológico y su espectro comercial se expande cada día con la creación de productos en otros sectores diferentes a los smartphones.

El fabricante chino desde hace ya algún tiempo viene diversificando su oferta y en esta ocasión ha entrado en el plano de la robótica con “Mi Robot Builder”, un artefacto que permite al usuario construirlo y que luego podrá ser controlado a través de un teléfono inteligente.

El nuevo juguete de la compañía asiática, creado para niños y adultos, posee una codificación modular y cuenta diferentes estructuras en las que usa hasta 978 bloques, los cuales se juntan con otras partes como ruedas, oidos y cadenas para su posterior ensamblaje.

Una de las novedades es que todo el material utilizado en las estructuras físicas es ecológico.

En cuanto a los detalles técnicos, Mi Robot Bulder funciona con un procesador MX de 32 bits y una batería larga duración con hasta 12 horas de uso continuo. Entre las herramientas o piezas se encuentran cuatro puertos USB de tipo C a fin de generar la energía al aparato y también en la interacción entre sus diferentes componentes cuando está en pleno funcionamiento.

La estabilidad de la estructura se garantiza con el empleo de un algoritmo (péndulo invertido), el cual permite que el robot tenga un equilibrio perfecto al moverse, pudiendo mantenerse incluso en posición vertical y avanzar sin inconvenientes aún cuando tenga que soportar 3 kilos de peso. La capacidad de movilización se potencia, pues la superficie de las cadenas esta confeccionada con un material antideslizante que evitaría posibles caídas.

Igualente, parte esencial en su funcionamiento viene en la utilización de dos motores sin escobillas de alta velocidad, los cuales no solo se centran en la rapidez sino en la libertad y seguridad de movimiento. Los propulsores tienen una velocidad de rotación de hasta 170 revoluciones por minuto y aparte una capacidad de torsión rotativa de 25n.cm, todo esto con el objetivo de poder ayudar al artefacto a determinar con precisión la velocidad y dirección que desea tomarse.

Adicionalmente, como medida de seguridad y preservación, en la configuración del motor existe una opción de “Modo Inactivo” cuando el robot está parado para evitar que el mismo se sobrecargue o recaliente.

Luego de lograr el armado llega otra de las fases más interesantes de Mi Robot Builder con la implementación del manejo a través del smartphone. El proceso es muy sencillo y solo consiste en activar el bluetooth y conectarlo al robot, todo esto previa descarga de la aplicación que está disponible para Ios y Android.

También existe una segunda versión (Mi Robot Builder Rover), un kit de construcción robótico que se diferencia del otro modelo debido a que el diseño de este producto está enfocado al desplazamiento del robot, siendo un producto entretenido y de gran interacción con los usuarios.

Tanto el Mi Robot Builder como el Mi Robot Builder Rover disponen de excelentes características de conectividad, así como múltiples opciones de personalización para mejorar la experiencia con el usuario.

Por otro lado, ambos kits están disponibles en 79,99 euros, siendo un par de productos a muy buen precio tomando en cuenta las características que lucen.