Los reguladores antimonopolio de la Unión Europea (UE) aceptaron este lunes concesiones de la unidad móvil checa de Deutsche Telekom, 02 Czech y del proveedor de infraestructura de telecomunicaciones checo Cetin para garantizar la competencia en la República Checa y pusieron fin a su investigación.

En 2019, la Comisión Europea acusó a las empresas de restringir la competencia a través de su acuerdo para compartir la red alcanzado en 2011. Las empresas ofrecieron concesiones en octubre del año pasado y posteriormente las modificaron después de los comentarios de los rivales y clientes.

«La Comisión asumió compromisos vinculantes ofrecidos por T-Mobile CZ, CETIN y O2 CZ que mantendrán los beneficios de compartir la red mientras eliminan los desincentivos técnicos y financieros para las implementaciones unilaterales y limitan el intercambio de información, todo en beneficio del usuario móvil checo», dijo la vicepresidenta la Comisión, Margrethe Vestager, en un comunicado.

Las empresas modernizarán los equipos de la red móvil para permitir una mayor flexibilidad e independencia para las dos partes que comparten ciertas frecuencias de radio.

También revisarán y cambiarán las condiciones financieras para los despliegues de redes unilaterales y mejorarán las disposiciones contractuales que limitan el intercambio de información al mínimo necesario para operar la red compartida.

Fuente: Reuters