Ubisoft despidió a varios de sus ejecutivos prominentes tras recibir acusaciones de abuso y acoso por parte de ellos hacia sus empleados.

La compañía tomó las drásticas acciones luego de iniciar una rigurosa investigación con la que se abordó una carta firmada por más de 100 trabajadores donde figuraban las denuncias.

La empresa de origen francés contratará una firma internacional para auditar sus procesos de recursos humanos. Con esta medida busca proteger la integridad física y moral de sus empleados.