Twitter presentó su nueva API versión 2. Una API que devolverá a las apps de terceros, a aquellas que decidan adaptarse a la nueva fórmula.

 

Con este cambio, Twitter parece querer devolver parte de su autonomía a las apps de terceros que, de hecho, hicieron popular a la red social en sus primeros años de vida.

 

Se recuerda el Tweetcaster, Twitterrific, Carbon o Talon. Apps que dominaban el panorama de accesos a Twitter y que, o bien fueron cayendo por el camino o quedaron demasiado limitadas pese a seguir existiendo.