El expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, informó este miércoles que presentará una demanda colectiva contra las empresas tecnológicas Facebook, Google y Twitter y sus consejeros delegados luego de ser vetado en estos servicios.

Para Trump, estar silenciado en estas plataformas significa un ataque a su “libertad de expresión” y por esta razón iniciará el proceso ante la justicia estadounidense.

En una rueda de prensa retransmitida desde Nueva Jersey, el empresario dijo que buscará probar la ilegalidad del veto y defender la Primera Enmienda de la Constitución.

“Vamos a poner fin inmediato a la censura ilegal y vergonzosa de las compañías de redes sociales a la gente estadounidense. Pedimos que acabe el bloqueo en la sombra, que paren de silenciar, de poner en listas negras, de desterrar y de la cancelación que conocen tan bien”, expresó.

El expresidente de Estados Unidos, Donald Trump. (Foto EFE)

“No hay mejor evidencia de que las ‘Big Tech’ están en el poder que el veto al presidente. Si me lo pueden hacer a mí se lo pueden hacer a cualquiera”, agregó el político republicano, que invitó a “cientos de miles” de personas, incluidos demócratas, a unirse a “la mayor demanda colectiva vista nunca”.

Las cuentas de Trump en Facebook y Twitter continúan suspendidas tras los hechos violentos de Capitolio el 6 de enero. En busca de una alternativa, el exmandatario lanzó a principios de mayo su propia plataforma para mantener comunicación con sus seguidores.

El expresidente aclaró que no busca, ni espera un “acuerdo” legal, aunque de conseguir levantar el veto a sus cuentas no está seguro si volverá a utilizarlas.