El Tribunal de Gran Instancia de París condenó este miércoles a Google a cancelar 30 mil euros a la asociación de consumidores UFC-Que Choisir, que había denunciado que sus condiciones generales de utilización contenían cláusulas abusivas.

UFC-Que Choisir expresó que llevó ante los tribunales a la empresa estadounidense en 2014 para que se reconociera el carácter abusivo o ilícito de 209 cláusulas incluidas en sus condiciones de uso o reglas de confidencialidad.

“Tras cinco años de proceso, esta sentencia, susceptible de ser apelada, es un importante avance para los consumidores”, señaló la organización en un comunicado, en el que se congratuló de que se inste al gigante tecnológico a revisar sus prácticas.

Un portavoz de Google precisó a Efe que esta medida afecta a la versión para los usuarios de Google+, red social que dejará de funcionar en abril.

“Dicho esto, nuestro objetivo es dar siempre a los usuarios mayor transparencia y control en sus interacciones con Google. Mejoramos continuamente la claridad y simplicidad de nuestra política de confidencialidad, de nuestras condiciones de uso y de las informaciones relativas a nuestros servicios”, destacó la fuente no revelada por la agencia de noticias.

El Tribunal subrayó este martes que el conjunto de cláusulas en litigio no están disponibles para el consumidor “desde hace varios años” y condenó a Google a entregar 30 mil euros a UFC-Que Choisir por el “perjuicio moral causado al interés colectivo de los consumidores”.

Por esa misma cifra la corte condenó a Twitter en agosto pasado luego de una denuncia presentada también por ese organismo de consumidores por cláusulas “abusivas”, mientras que el proceso abierto contra Facebook continua abierto.