Celia de Méndez, propietaria de Talaja, galería de accesorios ubicada en la ciudad de Valencia, cuenta que comenzaron hace 5 años, motivados por el trabajo de los diseñadores y por toda la genialidad que iba descubriendo, a pesar de todas las carencias y limitaciones a las que se ha ido enfrentando el país.

“Desde entonces las vitrinas de Talaja, son una galería abierta para todos los diseñadores, no importa si son reconocidos o están empezando; porque, aunque tenemos piezas de diseñadores que en varias partes del mundo son muy valorados, también nos encanta ser testigos activos del inicio de muchos otros”.

En cuanto a la variedad, comenta, esta viene dada por la creatividad de cada diseñador, cada uno tiene una especialidad, y en base a sus técnicas, desarrollan sus diferentes obras. Orfebrería, alambrismo, textiles, crochet, acrílico, tejidos; hay una enorme variedad de trabajos y de materiales. Incluso tenemos piezas muy particulares, que combinan diferentes técnicas; y hemos sumado arte de la etnia Wayuu.

“Soy muy exigente y me enfoco siempre en contar con materiales de primera calidad; yo siempre me quedo con una pieza de cada diseñador, de hecho soy primero su cliente, para probar la calidad de su trabajo y dar fe en primera persona a quienes confían en Talaja”.

Desde el inicio, tratamos de ofrecer nuestras vitrinas y mostrar la calidad de accesorios a la mujer venezolana, resaltando sus cualidades personales y profesionales. “Si revisas nuestras redes sociales, hacemos mención a las mujeres Talaja; tenemos un perfil, aunque cada una de nuestras clientes son particulares, tienen en común muchas habilidades y méritos, y por encima de las dificultades nunca han dejan de ser femeninas luciendo siempre lindas. Además  agradecemos que nos acompañen y nos permitan acompañarlas portando nuestros accesorios”.

Parte de nuestra esencia es el orgullo de ver a mujeres venezolanas luciendo piezas venezolanas; aunque otros lo vean como una limitación, o como la merma del poder adquisitivo, esta crisis ha dado la oportunidad de ver hacia adentro y de proyectar el infinito talento de nuestros diseñadores de accesorios, culmina Celia.

Siguelos en @talajagalerias