El portal PCGamer, informó un equipo de investigadores de la Universidad de Minnesota ha consiguió llevar a cabo un proceso que podría reducir el precio de los paneles OLED a largo plazo.

Por otro lado, los paneles que se ha conseguido fabricar es una prueba de concepto que demuestra que es posible imprimir un panel OLED. Se trata de un panel de 8×8 píxeles con una diagonal de 1.5 pulgadas, que además puede doblarse.

Esta nueva técnica podría permitir a los fabricantes lanzar paneles OLED que sean más baratos de fabricar, pero por ahora, el equipo está centrado en mejorar la tecnología, que actualmente se ha basado en una impresora 3D de escritorio modificada hasta el punto de contar con un precio similar al de un Tesla Model S.

Fuente: PCGamer