Un acuerdo de paz entre Rusia y Ucrania deberá respetar el territorio y la soberanía de Ucrania para aliviar las sanciones europeas contra Moscú, dijo el miércoles el primer ministro holandés, Mark Rutte.

“Un acuerdo de paz a punta de pistola, con la pérdida del territorio y la soberanía ucraniana, no es la forma de volver a la normalidad. Tampoco conducirá automáticamente a la relajación de nuestras sanciones”, dijo Rutte en un discurso durante una visita de Estado a España.

Con Reuters