La oficina antimonopolio de Alemania comunicó este jueves la imposición a Facebook de amplias limitaciones en el procesamiento de datos de los usuarios, lo que significa una prohibición de hacer una recopilación fuera de la misma plataforma social, al considerar que da lugar a condiciones de competencia desiguales.

“La dimensión en la que Facebook recopila y procesa datos de los usuarios sin su consentimiento y los asocia a su cuenta es abusiva”, dice la autoridad a través de un comunicado.

El organismo establece así que la recopilación de datos de servicios pertenecientes a Facebook, como WhatsApp e Instagram, y de terceros podrá seguir practicándose, pero asociarlos a la cuenta del usuario en esa plataforma sólo será posible bajo su consentimiento. 

En la misiva, el organismo señala que el gigante estadounidense controla el mercado alemán de redes sociales, con 23 millones de usuarios activos por día y 32 millones de usuarios al mes (más del 95 % de usuarios activos al día y más del 80 % al mes).

A esto se suma que el competidor Google+ ya anunció que su red social dejará de funcionar en abril, reseñó una nota de la agencia EFE.

Otros servicios como Snapchat, YouTube,Twitter, pero también redes profesionales como LinkedIn y Xing ofrecen algunas determinadas funciones y no pueden ser consideradas por ello relevantes en el mercado, señala el comunicado.

Pero incluso incluyendo estos servicios, la cuota de mercado de Facebook y sus filiales Instagram y WhatsApp sería tan elevada que se aproximaría a un supuesto de monopolio, advierte el ente alemán.