Se acerca el Black Friday, y con él un sin fin de anuncios publicitarios de ofertas y descuentos…pero cuidado! este tipo de anuncios podrían ser falsos.

Y es que los ciberdelincuentes se valen del gran dia de ofertas para incitar a caer en falsos descuentos y ser victima con información confidencial y datos personales que por lo general se suministrasn para la realización de pagos on line.

En fechas tan señaladas para el comercio electrónico como el Black Friday o el Cyber Monday, los amigos de lo ajeno tratan de hacernos picar en más de un engaño y se aprovechan de la enorme cantidad de información que recibimos con ofertas y descuentos imperdibles.

Para estar atentos y hacer frente a las posibles estafas que nos acechan, desde Eset han analizado las cuatro estafas más comunes quedetectaron entre los ciberdelincuentes.

1. Cuidado con los productos gratis

Una de las campañas más atractivas para la víctima es aquella que utiliza productos actuales que están muy codiciados en el mercado. Estas campañas que prometen que puedes conseguir estos productos de manera gratuita, utilizan especialmente las redes sociales como Facebook. A cambio de un ‘me gusta’ o de completar una encuesta, puedes ser víctima de una estafa a través de un esquema de pago por clic. En estos casos conviene recordar que nadie regala duros a cuatro pesetas.

2. E-mails suplantando a empresas de paquetería

Con todas las compras que podemos llegar a realizar en estas fechas es fácil que caigamos en la tentación de abrir un e-mail de una empresa de paquetería y clicar en el enlace que se adjunta y, que supuestamente te da información del envío. Sin embargo, estas campañas pueden llevar sorpresas desagradables como ransomware que codifica los archivos del dispositivo desde el que se accede y que pueden llegar a pedir dinero a cambio de la descodificación.

3. Typesquatting

Cuidado con cómo escribimos la dirección web que queremos visitar, ya que si lo hacemos con prisas y sin fijarnos podemos ser víctimas del ‘typesquatting’. Esta estafa se aprovecha de la similitud de los nombres entre webs oficiales y otras diseñadas para alojar un software malicioso que infecte tu dispositivo o para ofrecer concursos de dudosa reputación o publicidad de servicios poco fiables.

4. Descuentos demasiado buenos

Los ciberdelincuentes consiguen captar la atención de sus víctimas de una forma muy sencilla, suplantando a empresas de comercio electrónico muy potentes en España o marcas muy codiciadas. En este punto, el sentido común es importante y, antes de adquirir un producto a un precio increíblemente más bajo que la media en el mercado, hay que asegurarse de que la web es legal.