El fabricante sueco de baterías Northvolt y la empresa forestal sueco-finlandesa Stora Enso están tratando de desarrollar baterías a partir de lignina como subproducto forestal, anunciaron las compañías este viernes.

Una parte de la madera que une las fibras de los árboles, la lignina representa el 20-30 % de un árbol y solía quemarse para obtener energía. Después de años de investigación y desarrollo, los gigantes forestales podrían convertirlo en nuevos productos dejando de lado el papel.

«Nuestro carbón duro a base de lignina… asegurará el suministro europeo estratégico de materia prima de ánodos», dijo la jefa de la unidad de biomateriales de Stora, Johanna Hagelberg, en un comunicado que describe un acuerdo de desarrollo entre las empresas.

Northvolt compró en febrero una antigua fábrica de papel sueca de Stora para convertirla en una fábrica de material de cátodos a fines de 2024 con una capacidad de producción anual de más de 100 gigavatios hora.

El fabricante de automóviles alemán Volkswagen ha estado invirtiendo cientos de millones de dólares en Northvolt para asegurar el suministro de baterías para sus vehículos eléctricos.

En marzo de 2017, el jefe de innovación de Stora, Mikael Hannus, indicó a Reuters que la producción comercial de productos a base de lignina tardaría entre 5 y 10 años.

Fuente: Reuters