Como un modelo desafiante, así describió Lego a su nuevo juguete: un piano de cola que se cosntruye con casi 4.000 piezas. Con un costo de 350 dólares, el piano cuenta con 25 teclas que emiten una sonido cada uno.

El set incluye un motor eléctrico modelo lego Powered Up y un sensor que permite “tocar el piano”. Y es que una vez construido, el piano se puede conectar a un dispositivo móvil a través de una app que permite reproducir nota por nota algunas canciones.