Un grupo de legisladores italianos del bloque gorbernante de Italia están presionando al Gobierno de Sergio Mattarella para que prohíba a Huawei suministrar equipos para la instalación de la red de quinta generación (5G) en el país, informó este viernes el diario Il Messaggero.

Los legisladores del partido Lega, que gobierna junto con el movimiento anti-establishment 5-Star, pretenden llamar al parlamento para que Roma utilice sus “poderes de oro” del veto industrial para bloquear a la compañía china, proveedor de las principales operadoras de telecomunicaciones en esa nación europea.

Huawei, el mayor productor de equipos de telecomunicaciones del mundo, enfrenta un escrutinio internacional sobre sus vínculos con el Gobierno de China, especialmente de Estados Unidos ya que sospecha que Beijing podría utilizar su tecnología para espiar, algo que la compañía ha negado rotundamente.

El secretario de Estado de EE. UU., Mike Pompeo, advirtió el jueves que Estados Unidos no podría asociarse ni compartir información con aquellos países que adoptan los sistemas del fabricante tecnológico.

Pese a la advertencia de Washington, Alemania y Reino Unido no están listas para excluir a Huawei de sus redes de telecomunicaciones.