Legisladores estadounidenses criticaron a los directores ejecutivos de Facebook, Google y Twitter por sus enfoques de extremismo y desinformación en sus primeras apariciones ante el Congreso desde que manifestantes en apoyo al expresidente Trump asaltaran el Capitolio de Estados Unidos el 6 de enero.

Según el representante demócrata Mike Doyle, los disturbios de Capitolio “y el movimiento que lo motivó, comenzó y se nutrió en sus plataformas”.

Por su parte, el presidente ejecutivo de Facebook, Mark Zuckerberg, indicó que había contenido vinculado a estos hechos en sus plataformas pero, cuando se le preguntó si la compañía era responsable del evento, respondió que la responsabilidad de la empresa era “construir sistemas efectivos”.

“Hicimos nuestra parte para asegurar la integridad de las elecciones, y luego, el 6 de enero, el presidente Trump pronunció un discurso en el que rechazó los resultados y pidió a la gente que luche”, expresó Zuckerberg en la reunión virtual, y argumentó que la polarización en Estados Unidos se debía al entorno político y mediático, reseñó Reuters.

Para leer la nota completa ingrese aquí