Dolores O’Riordan, vocalista de la banda The Cranberries, murió ahogada por culpa de una intoxicación etílica, de acuerdo a lo informado este jueves por la cadena de televisión irlandesa RTE.

O’Riordann, quien falleció en el pasado mes de enero a los 46 años, fue hayada sin vida en el fondo de una bañera de un hotel en Londres, donde se encontraba en una breve sesión de grabación.

Según la forense Shirley Radcliffe, encargada del caso, la artista falleció de manera accidental y aclaró que no había ningún indicio de violencia. Tampoco dejó un escrito.

Dolores O’Riordan fue uno de los iconos de la música en la década de los 90. Con su inconfundible y dulce voz marcó un antes y un después en el rock alternativo junto a la banda The Cranberries.