Esta semana la Comisión Federal de Comunicaciones expresó sus intenciones de revocar la autorización para que China Unicom Americas, Pacific Networks y su subsidiaria de propiedad absoluta ComNet brinden servicios de telecomunicaciones en Estados Unidos.

Ya existen órdenes de demostración de causa por parte del ente regulador, advirtiendo que podría revocar las licencias de operación de tres compañías de telecomunicaciones chinas controladas por el estado.

La FCC dijo  que las empresas no han logrado en esta etapa disipar las preocupaciones serias sobre sus autorizaciones estadounidenses.

El comisionado de la FCC, Geoffrey Starks, señaló por su parte  que muchos operadores de telecomunicaciones chinos también poseen centros de datos que operan dentro de los Estados Unidos”. Dijo que la FCC actualmente carece de autoridad para “abordar esta posible amenaza a la seguridad nacional..