Cuando la cantante colombiana Shakira publicó su colaboración con el argentino Bizarrap en la Session 53 de este último, el tema se hizo viral de inmediato. Sea por su pegada bailable, sea por el morbo, una carga de caballería verbal contra su anterior pareja, el exfutbolista Gerard Piqué. 14 millones de reproducciones en Spotify, más de 70 millones en YouTube (y contando), todo el mundo hispanohablante (y no solo) se ha pegado a escuchar la reivindicación musical de la cantante. El tema se ha convertido en la canción en español más escuchada en 24 horas en la historia de la plataforma de streaming musical, superando a “Feliz Navidad”, de José Feliciano.

Y ahora es el momento de las celebraciones. “Gracias al increíble Bizarrap, [las discográficas] Sony Music Latin y Dale Play Records y a mi maravilloso equipo y grupo de mujeres guerreras que caminan a mi lado”, publicó en redes la colombiana. “Esto va para todas las mujeres que me enseñaron que cuando la vida te tira limones amargos no queda otra que hacer limonada”.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Shakira (@shakira)

Desde el lanzamiento de Session 53, Shakira ha protagonizado miles de debates, tanto en las redes sociales como, presumiblemente, en la vida real. Las frases de la letra de la canción han sido compartidas y analizadas una y otra vez: “Tanto que te las dabas de campeón y cuando te necesitaba diste tu peor versión”; “esto es para que te mortifiques, mastiques y tragues, tragues y mastiques”; “me dejaste de vecina a la suegra, con la prensa en la puerta y la deuda de Hacienda”; “las mujeres ya no lloran, las mujeres facturan”; “mucho gimnasio, pero trabaja un poquito el cerebro también”; “a ti te quedé grande y por eso estás con una igualita que tú”. Hasta la Oficina de Propiedad Intelectual de la UE o la portavoz del Gobierno de España, Isabel Rodríguez, se sumaron con sus mensajes online a la conversación sobre la cantante y el tema.

Fuente: El País