La compañía tecnológica Intel ha presentado este viernes la unidad de estado sólido (SSD) Intel Optane 800P, que agiliza el arranque del sistema, acelera el tiempo de carga de aplicaciones y ofrece un funcionamiento multitarea.

Intel ha anunciado este viernes la unidad de almacenamiento SSD Intel Optane 800P, que se suma a su serie de productos Intel Optane, también formada por la SSD Intel Optane 900P y a la memoria Intel Optane. Según ha explicado el fabricante estadounidense en un comunicado, esta tecnología combina “alto rendimiento, baja latencia, alta calidad de servicio y una resistencia líder en el sector”.

La unidad Intel Optane 800P habilita, según Intel, un arranque “rápido” del sistema, acelera el tiempo de carga de las aplicaciones y garantiza una multitarea “ágil”.Además, puede ser utilizada como SSD independiente, en una instalación de doble unidad o en una configuración de múltiples SSD RAID, basados en PCH o en CPU.

Intel Optane 800P también ofrece soporte a estados de bajo consumo de energía, lo que facilita su empleo en dispositivos como ordenadores personales, equipos ‘2-en-1′ y sistemas de sobremesa. Según Intel, la Optane 800P ofrece una capacidad de respuesta y un rendimiento “asombrosos” en cargas de trabajo aleatorias con baja profundidad de cola.

La Intel Optane 800P se encuentra disponible en 58 y 118 gigabytes de capacidad, en formato M.2 2280 y con interfaz NVMe PCIe 3.0 en modo x2.