Huawei presentó una propuesta de redes de quinta generación orientada a mejorar exclusivamente las conexiones en el sector industrial y el de la conducción autónoma.

 

La propuesta consiste en sustituir el actual “triángulo” de especificaciones que componen las redes 5G formado por el ancho de banda móvil mejorado, las comunicaciones ultra fiables de baja latencia y las comunicaciones masivas de máquinas, por un “hexágono” en el que se añadirían otras tres