La Google Play Store es un elemento que ha acompañado a la comunidad de usuarios Android por años, desde el inicio mismo de ese sistema operativo móvil.

Si bien la plataforma que funciona como repositorio de apps no ha sido la más confiable en los últimos años. Basta como ejemplo el caso reciente de Autolycos, un malware delicado que infectó a tres millones de dispositivos antes de que alguien se percatara.

Pero aún así es innegable que se le tiene un cariño auténtico y su imagen, con sus rasgos generales, se encuentra firmemente grabada entre todos los usuarios de la comunidad Android.

Por ello, ahora que la Play Store ha cumplido 10 años de existencia y decidieron cambiar el logo muchos batallaron para siquiera darse cuenta de que sucedió la modificación.

Esta es la cómica historia de la “renovación” en el repositorio de aplicaciones.

 

Cuál es el cambio real de imagen en el logo de la Google Play Store

Las tendencias de diseño gráfico en general eran unas hace una década. Había una marcada inclinación hacia los degradados sutiles, esos que no lucen tan obvios.

El logo de Apple lo tuvo para mostrar un efecto metálico en su icónica manzana y la Google Play Store también lo tuvo en la suerte de flecha de compone su imagen, desde que se presentó esta plataforma unificada por allá de 2012.

Pero con el cumplimiento de su décimo aniversario de vida llegó el momento de innovar y cambiar su logo por uno nuevo.

El punto gracioso aquí es que eligieron un rediseño que difícilmente será notado por los usuarios, a menos que se tenga la vieja imagen como referente justo a un lado:

Como podemos observar en la imagen, los cambios son básicamente en la selección de la paleta de colores, eliminando los gradientes de tonos para irse por una gama cromática más sólida.

El detalle es que la secuencia de colores se mantiene igual en esencia y el logo no cambió su forma a grandes rasgos, sólo con el acomodo del texto vemos una mejora en relación con el balance de tamaño de elementos.

Así que lo más probable es que la mayoría de la comunidad Android no haya notado la innovación en el rostro de la Play Store.

En conclusión, este nuevo logo se alinea más con las tendencias actuales, donde la paleta de colores y el juego con los elementos es mucho más sobrio.

Podemos esperar otro cambio de imagen en una década o menos.

Fuente: FayerWayer