Google ha paralizado el despliegue de Chrome para los ordenadores de MacOS con procesador M1, temporalmente al detectarse que el navegador se bloqueaba de manera inesperada en algunos equipos.