El gigante estadounidense Facebook ya no permite la preinstalación de sus aplicaciones en los teléfonos de Huawei, el último golpe para el fabricante chino mientras lucha por mantener su negocio a flote ante la prohibición de Estados Unidos en su compra de partes y software.

Los clientes que ya tienen teléfonos Huawei aún podrán usar sus aplicaciones y recibir actualizaciones, la red social a Reuters. Pero los nuevos teléfonos de la marca asiática no podrán tener preinstaladas las aplicaciones de Facebook, WhatsApp e Instagram.

Los proveedores de teléfonos inteligentes a menudo entran en negocios para preinstalar aplicaciones populares como Facebook. Las aplicaciones que incluyen Twitter y Booking.com también vienen preinstaladas en los teléfonos Huawei en muchos mercados.

La decisión de la red social frena la perspectiva de ventas de Huawei, cuyo negocio de smartphones se convirtió en su mayor generador de ingresos el año pasado, impulsado por un fuerte crecimiento en Europa y Asia.

La prohibición de Facebook se aplica a cualquier teléfono Huawei que aún no haya salido de la fábrica, según una persona familiarizada con el asunto.

Los compradores de los modelos actuales de teléfonos Huawei que no tengan preinstalados a Facebook aún podrán descargarlo desde la Play Store.

Sin embargo, las versiones futuras de los teléfonos Huawei no tendrán acceso a la tienda digital de Google a menos que el gobierno de los Estados Unidos cambie su decisión.