En la actualidad los videojuegos se dividen en distintas ramas, algunos llevan experiencias de un solo jugador, otros se dedican al competitivo, unos más al multijugador con fines de diversión y más. Sin embargo, uno de los mercados que poco a poco se van introduciendo más y más a la vida diaria es el Pay-to-win, incluso hay un estudio que lo comprobaría.

El estudio en cuestión lleva el nombre de Young Gamers and the Metaverse: How the Rules of Success Are Changing, en el cuál JeffreyGroup menciona que los adolescentes de entre 13 y 17 años prefieren probar videojuegos ante cualquier otra actividad. Y derivando de los gustos, muchas de estas personas están interesadas en experiencias asociadas al metaverso.

En este grupo de jóvenes se aprobó que al menos un 56 % están de acuerdo en pagar para obtener ventajas en los juegos, así como contenido que de otra manera se adquiriría pasando cientos de horas en un título. De hecho, muchas compañías reportan que este tipo de ganancias son las que más generan ingresos, esto tras revisar sus totales de manera periódica.

Este tipo de negocios podría ser el punto de encuentro para los demás sectores del entretenimiento, abordando mercados como la Televisión, Cine, Música y hasta parques recreativos. Las compras dentro de juegos ya son bastante frecuentes, por lo que las generaciones evidentemente se van acostumbrando mientras esta rama siga creciendo.

Fuente: Atomix