Black Mirror: Bandersnatch el experimento de entretenimiento interactivo en video que te da la ilusión de elección, se estrenó el pasado 28 de diciembre y desde ese entonces no ha dejado de sorprender a su público.

Y no, no se trata de easter eggs o finales ocultos, sino de una información muy particular, el final al que muy pocos han llegado.

Existen cinco finales principales en Black Mirror: Bandersnatch, sin embargo, Netflix ha revelado cuál es al que llegan menos usuarios. Se trata del final en donde Stefan fallece mientras está con su terapeuta.

Recordemos que esto sucede porque él viaja al pasado, a ese día fatídico en el que murió su madre, pero en esa ocasión se va con ella, toman el tren y ambos mueren en el aparatoso accidente, provocando en esa línea de tiempo que muera el Stefan del futuro (¿que no debería existir?).

A ese final se llega eligiendo una foto de familia, cuando puedes entrar en la habitación del padre de Stefan e ingresar una contraseña para su caja fuerte.

Cuando entras en “JUGUETE”, Stefan descubre que su padre había tenido el conejo todo el tiempo. Stefan pasa por el espejo al pasado, cuando tenía cinco años, y, a instancias de su padre, reemplaza al conejo debajo de su cama.

Ahora en el cuerpo de su yo más joven, encuentra al conejo, y cuando su madre se acerca y le pregunta si quiere ir con ella, él acepta. Él toma su mano y los vemos a los dos en el tren mientras Laurie Anderson canta: “Así que abrázame, mamá, en tus largos brazos. Sostenme, mamá, en tus largos brazos.”