Un juez federal de EE. UU. bloqueó temporalmente la orden administrativa emitida por Trump, donde se prohibían nuevas descargas de TikTok desde las tiendas de aplicaciones de Google y Apple.

Los estadounidenses podrán continuar descargando la aplicación de videos cortos, mientras TikTok y la administración estadounidense se reúnen para programar más procedimientos sobre el caso.