El modelo de procesador móvil propio de Samsung Exynos 9810 ha aparecido en un test de Geekbench, que ha mostrado que el chip funciona con tecnología de ocho núcleos y que se utilizará en un terminal de Samsung con al menos una versión de 6 gigabytes de memoria RAM.

El procesador de gama alta, que apunta a utilizarse en el próximo buque insignia de la serie Samsung Galaxy, ha obtenido unos resultados conjuntos de rendimiento de 9.064 a través de sus ochos núcleos, según ha mostrado Geekbench.

Samsung Exynos

Exynos 9810 ha aparecido en los ‘tests’ en un terminal con una versión con 6 gigabytes de memoria RAM y Android Oreo 8.1, lo que resulta indicativo de que el próximo Samsung Galaxy X contaría con al menos un modelo de esta capacidad y este sistema operativo.

En cuanto al resto de características, cada uno de los núcleos del procesador móvil ha obtenido una puntuación de rendimiento de 2.737, mientras que la frecuencua base del procesador es de 1,79 gigahercios. Estos datos son susceptibles de modificarse por parte de Samsung durante el desarrollo del terminal.