Gracias a la función Remote Play puedes transmitir, mediante internet, los juegos de las consolas PlayStation 4 y PS5 a tu teléfono, PC, laptop o tableta.

Esto quiere decir que si estas en una partida desde cualquier parte de tu casa y decides cambiar de habitación, pausas el juego, y puedes tranquilamente acceder a la aplicación PS Remote Play desde tu iPhone, iPad o Mac para reanudar lo que habías dejado a medias.

Esta función empezó exclusivamente para los teléfonos Sony Xperia a mediados de 2018. Un año más tarde llegó a equipos Android, y iOS. Mientras que el soporte para PlayStation 5 llegó en 2020.

Los usuarios solo podían utilizar el controlador DualShock 4 incluso si estaban transmitiendo desde una PS5. Pero ahora Sony anunció que el DualShock de la PS5 es compatible con los equipos Apple que cuentan con el reciente sistema operativo iOS 14.5 y en Mac con macOS Big Sur 11.3.

Anteriormente solo se podía controlar de manera remota la PlayStation 5 con el gamepad DualShock 4.