El mayor grupo bancario de Estados Unidos, JPMorgan Chase, anunció este jueves la creación de una criptomoneda propia para pagos, la JPM Coin, basada en la tecnología “blockchain” para hacer transferencias instantáneas entre cuentas institucionales y entre  negocios.

Según un comunicado de la entidad, la creación de esta criptomoneda responde al hecho de que para realizar movimientos a partir de la tecnología de “cadenas de bloques” es necesaria una divisa digital que, aunque “no es dinero por sí mismo”, posee un valor equivalente al dólar estadounidense.

“Cuando un cliente envía dinero a otro a través del ‘blockchain’, se transfieren JPM Coins que son canjeadas de manera instantánea por la cantidad equivalente en dólares, por lo que se reduce el tiempo de liquidación”, aseguró el jefe de Servicios de Finanzas Digitales y Blockchain de JPMorgan Chase, Umar Farooq.

La JPM Coin, la primera divisa digital respaldada por un banco, fue probado entre cuentas de clientes y del propio organismo financiero.

Hasta el momento estará disponible solo para transacciones con dólares americanos ya que, a diferencia de otras como el bitcóin, su valor es propio a la moneda de referencia en una relación 1:1, reseñó EFE.

El ingreso a la cadena solo será posible con el permiso de JPMorgan Chase y solo para clientes institucionales, como bancos, corredores de bolsa o corporativos.

“JPM Coin ahora mismo ha sido diseñada para el flujo de dinero de negocio a negocio y, debido a que está todavía en fase de pruebas, no tenemos planes de ponerlo a disposición de los clientes en esta etapa. Dicho esto, los beneficios de ahorro y de eficiencia se extenderían a los consumidores finales de nuestros clientes institucionales”, señaló Farooq.

Por ahora se trata de un prototipo conforme se avance en el desarrollo de la moneda digital se consultará con los supervisores del banco de cara a pedir comentarios y cualquier aprobación que sea requiera.

“Siempre hemos creído en el potencial de la tecnología ‘blockchain’ y apoyamos las criptomonedas siempre que sean correctamente controladas y reguladas. Como banco globalmente regulado, creemos tener una oportunidad única para desarrollar esta capacidad de manera responsable con la supervisión de nuestros reguladores”, explicó el jefe de Servicios de Finanzas Digitales y Blockchain de la compañía norteamericana.