El estudio del Corazón de Apple descubrió que el reloj inteligente Apple Watch podía detectar con precisión la fibrilación auricular, el tipo más común de los latidos cardíacos irregulares, informaron investigadores de Estados Unidos.

Los resultados, divulgados en el New England Journal of Medicine (NEJM), ocurren a medida que las compañías tecnológicas realizan cada vez más asociaciones con fabricantes de medicamentos como una manera de recopilar grandes cantidades de datos de salud en tiempo real sobre las personas.

A principios de este mes, Google adquirió la empresa de seguimiento de salud Fitbit por dos millones 100 mil dólares. Eso siguió a la alianza de Fitbit en octubre con los fabricantes de medicamentos estadounidenses Bristol-Myers Squibb y Pfizer para crear su propia tecnología para detectar la fibrilación auricular, una condición que eleva significativamente el riesgo de accidente cerebrovascular.

El estudio de la empresa de la manzana mordida, hecho por investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad de Stanford, probó el sensor y el algoritmo de frecuencia cardíaca del Apple Watch en más de 400 mil participantes que utilizaron una aplicación para inscribirse en la prueba de ocho meses.

Durante el estudio, solo el 0.5% de los participantes recibió una advertencia de que tenían un pulso irregular, un descubrimiento que los autores del estudio creen que debería calmar las preocupaciones de que el reloj inteligente provocaría un exceso de notificaciones en los participantes sanos, reseñó Reuters.