El Departamento del Tesoro de Estados Unidos fue blanco de un grupo de piratas informáticos prorrusos el mes pasado, pero el incidente causó poca o ninguna interrupción y confirmó que el enfoque reforzado del departamento para la ciberseguridad del sistema financiero estaba funcionando, informó un funcionario del Tesoro de EE.UU. el martes.

El Tesoro ha atribuido los ataques de denegación de servicio distribuido (DDoS) a Killnet, el grupo de piratas informáticos ruso que se atribuyó la responsabilidad de interrumpir los sitios web de varios estados y aeropuertos de EE.UU. en octubre, dijo a Reuters Todd Conklin, consejero de seguridad cibernética del subsecretario del Tesoro, Wally Adeyemo.

Fuente: Reuters