Un minialtavoz inalámbrico

La tecnología y la electrónica puede ser una buena opción para regalar con motivo del Día del Padre. Para todos los bolsillos (desde 19 euros a 900 euros) hemos seleccionado algunas propuestas que pueden adaptarse a las necesidades de cada uno. Por ejemplo, un altavoz inalámbrico. Los hay de muchos precios, gamas y precios. Pero también se pueden encontrar algunos modelos interesantes y bastante accesibles.

El WTF Smart Speaker se conecta a un dispositivo móvil a través de la conexión inalámbrica Bluetooth. Pesa solo 35 gramos y tiene una potencia de 1 vatio de potencia, algo escaso, pero para escucharlo en el trabajo por ejemplo va que chuta.

Su batería, de 170 mAh, permite que aguante dos horas de funcionamiento. Se puede utilizar como manos libres tambien. Además, esconde un as debajo de la manga; lleva incorporado un disparador para realizar fotografías. Así, conectándolo a un «smartphone» se pueden hacer «selfies» y olvidarse del temporizador. Está disponible en azul y negro.

Una funda para su móvil

Combo es la nueva funda de la firma especializada Cellularline. Está especialmente diseñada para el iPhone X. Se trata de una funda con solapa y parte trasera extraíble, que incorpora además un sistema de escudo magnético que permite introducir y extraer el dispositivo de la funda con la máxima facilidad. De tal forma, que estará el terminal protegido ante los golpes y tendrás a mano las tarjetas. Ideal para cualquier padre.

Para que se afeite ya de una vez

Vale que está de moda llevar barba, pero a aquellos papás que quieren llevar la cara limpia como una patena les puede interesar tener a mano una máquina de afeitar eléctrica. Son cómodas y prácticas. Apuran bastante bien. Un modelo a tener en cuenta puede ser la

Philips Power Touch. Funciona sin cables (tiene una batería que aguanta 50 minutos) y cuenta con cabezales flexibles para mejorar la precisión y dispone de un cortapatillas desplegable. Se puede lavar fácilmente en el grifo.

Unos auriculares de diadema

En este segmento es difícil tomar una decisión, ya que existen numerosas marcas, modelos, precios y gamas. Por supuesto, cuanto más caros sean más posibilidades existen de que la calidad de audio sea mayor, aunque a veces se paga más por la marca, ya se sabe. Pero siempre hay que buscar un cierto equilibrio entre calidad y precio. Y, sobre todo, dependiendo del presupuesto que uno tenga en ese momento.

Así, los JBL T450BT tienen una batería bastante poderosa que aguanta perfectamente doce horas a pleno rendimiento. Estos auriculares del tipo circumaurales -cubren toda la oreja- disponen de conexión inalámbrica con lo que se pueden conectar al móvil a través de Bluetooth, aunque no dispone de clavija «jack» para conectarlo por cable por si acaso. Las frecuencias de bajos están bastante bien logradas para poder así disfrutar de la experiencia de escuchar música. Además, son cómodos y plegables, con lo que se pueden transportar fácilmente.

Un altavoz transportable

El Energy Music Box 7 es un altavoz inalámbrico con 20 watios de potencia, bastante decente para escuchar música. Se conecta a través de Bluetooth y cuenta con una entrada de audio mini jack de 3,5 milímetros. En cuanto a su duración, la batería aguanta nueve horas sin interrupciones.

Así que para esos padres que desean montar una pequeña fiesta con sus amigos cuando los chiquillos les dejan puede ser una buena opción. Incluso para llevarlo de viaje.

¿Qué tal un cargador externo?

Es algo que siempre pasa; quedarte sin batería en el momento menos oportuno. Así que una opción cada vez más popular entre los usuarios de teléfonos móviles inteligentes -sí, esos terminales que no aguantan más de dos días de autonomía- es un cargador externo de batería. Por ejemplo, el Huawei Powerbank AP09S. Gracias a su rapidez de carga, en tan solo 30 minutos podrá renovar el 100% de la batería de su smartphone. Elegante, compacto y más rápido que nunca.

Unidades de Estado Sólido: ¿mande?

Bien, este tipo de accesorios y componentes permite mejorar la velocidad de almacenamiento de los ordenadores. El montaje de la unidad de estado sólido es fácil.

Samsung EVO 850 es fácil. En este caso, hemos elegido el modelo con 250 GB de capacidad. Ofrece una velocidad secuencial de lectura de hasta 540 MB/s y de escritura de hasta 520 MB/s. Pesa solo 40 gramos.