Un tiroteo se registró este martes en la sede de las oficinas de YouTube en California, en Estados Unidos, lo que generó como resultado la muerte de la atacante y heridas en otras cuatro personas, una de las cuales está grave.

La información fue precisada por el jefe de Policía de San Bruno, Ed Barberini, en una conferencia de prensa, luego del episodio que se registró en el campus de la compañía, ubicado en Cherry Avenue y Bay Hill Drive, donde trabajan 1700 empleados.

De acuerdo con algunas versiones, la atacante se habría suicidado luego de haber sido acorralada por la Policía, aunque esto no fue confirmado oficialmente.

La policía de San Bruno advirtió a la población en Twitter que se mantuviera alejada del área, al tiempo que imágenes divulgadas por redes sociales y la televisión mostraban a oficiales armados recorriendo las instalaciones de la compañía cerca de San Francisco.

Las autoridades indicaron que se trata de una investigación activa y que todavía no conocen cuáles pueden ser los motivos detrás de este tiroteo, indicó RTVE.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, publicó en su cuenta de Twitter un mensaje tras haber sido informado sobre lo ocurrido: “Nuestros pensamientos y oraciones están con todos los afectados”.

La sede de YouTube en Silicon Valley, el corazón de la industria tecnológica en Estados Unidos, es un gran complejo formado por tres edificios en Cherry Avenue de San Bruno, muy cerca de la autopista Interestatal 380.

Las televisiones locales mostraron hoy a numerosos vehículos y oficiales de la policía desplegados en el área, mientras que decenas de personas fueron escoltadas hacia lugares seguros con los brazos en alto.

Google, compañía que es dueña de YouTube, publicó un mensaje en su cuenta de Twitter en referencia a esta situación: “Estamos en coordinación con las autoridades y proporcionaremos información oficial de Google y YouTube cuando esté disponible”.

Diferentes personas en las redes sociales describieron escenas caóticas en las oficinas de YouTube, la plataforma líder de vídeo en internet.

Vadim Lavrusik, que en su cuenta de Twitter se identifica como empleado de YouTube, aseguró que había “escuchado disparos” y que había “gente corriendo”.

Este trabajador explicó que primero se refugió en una habitación junto a otros compañeros y posteriormente dijo que había sido evacuado y que se encontraba a salvo.

“Estábamos sentados en una reunión cuando oímos a gente corriendo porque retumbaba el suelo. Lo primero que pensé es que era un terremoto”, dijo en Twitter Todd Sherman, que en esta red social también se define como empleado de YouTube.

“Nos dirigimos hacia la salida y entonces vimos a más gente y alguien dijo que había una persona con un arma”, añadió.