El Ministerio de Comercio de China aseguró este viernes que una importante ley de nuevos chips aprobada por el Congreso de Estados Unidos distorsionará la cadena de suministro global de semiconductores e interrumpirá el comercio internacional.

La Cámara de Representantes de EE.UU. aprobó el jueves una legislación radical para subsidiar la industria nacional de semiconductores mientras compite con fabricantes chinos y extranjeros.

China continuará monitoreando el progreso y la implementación de la ley estadounidense y tomará medidas para salvaguardar sus derechos legítimos cuando sea necesario, dijo el ministerio en un comunicado.