En estos tiempos de pandemia, la prevención ha sido la clave a nivel mundial para minimizar los casos por covid 19, la calidad del aire interior y la ventilación de los espacios cerrados se ha convertido en una de las grandes preocupaciones ante la situación sanitaria actual.

En base a eso la compañía Murprotec puso en marcha el pasado agosto un estudio de campo en un colegio de Madrid con la finalidad de medir y testear la calidad del aire en un aula ventilada únicamente con la Central de Tratamiento del Aire de Murprotec y las ventanas cerradas.

Tras cuatro meses de mediciones los datos han confirmado que la Central de Tratamiento del Aire Murprotec, puede regular, minimizar y gestionar la calidad del CO2, humedad y temperatura dentro de los parámetros establecidos sin necesidad de abrir las ventanas del aula. Esto se debe a que funciona como un pulmón artificial y podria ayudar a evitar la transmisión de la Covid-19 en espacios interiores. Este dispositivo de última generación aspira aire nuevo tomado del exterior, lo filtra y lo introduce tratado en la estancia.