Facebook fue en 2018 el proveedor de servicios de internet que más rápido revisó los contenidos de carácter racista, xenófobo o que alientan al odio, con un 92,5 % verificado en las 24 horas siguientes al aviso, de acuerdo a un informe publicado este lunes por la Comisión Europea (CE).

El informe, que pasa revista a la aplicación del Código de Conducta de la Unión Europea en ese ámbito, reveló que con carácter general el 89 % de los contenidos ilegales de ese tipo fueron revisados en el día siguiente a su notificación, frente al 40 % de 2016.

Las empresas más rápidas en verificar los avisos, junto con la empresa de Mark Zuckerberg, fueron Twitter (88 %) y Youtube (80,9 %), señaló el documento, que supone la cuarta evaluación periódica de ese código, reseñó la agencia EFE.

El 72 % de esos contenidos fueron retirados, frente al 28 % de hace dos años.

Con respecto a la retirada de contenidos de tipo racista, xenófobo o que llaman al odio, la compañía más efectiva en 2018 fue Youtube (84,5 %), seguida de Facebook (82,4 %) y Google + (76 %).

Según la CE, las empresas quitan los contenidos ilegales cada vez más rápido, aunque esto no lleva a una eliminación completa.

Aunque el informe señala que todavía hay lagunas en la información que se facilita a los usuarios sobre el resultado de sus notificaciones.

La media de los avisos que recibió una respuesta fue más baja que en 2018 (65,4 % frente al 68,9 %).