Los ingresos del gigante tecnológico chino Huawei aumentaron un 27% en el tercer trimestre, impulsados ​​por la subida en los envíos de teléfonos inteligentes lanzados y a pesar de las tensiones comerciales entre Estados Unidos y China.

Huawei, el mayor fabricante mundial de equipos de redes de telecomunicaciones, fue prohibido por los Estados Unidos en mayo de realizar negocios con empresas estadounidenses, lo que interrumpió significativamente su capacidad de obtener piezas clave.

La compañía fundada por Ren Zhengfei recibió un aplazamiento hasta noviembre, lo que significa que perderá acceso a alguna tecnología el próximo mes. Hasta el momento, Huawei ha vendido principalmente smartphones que se lanzaron antes de la prohibición.