Apple pensó en agregar un sensor de temperatura corporal al Apple Watch Series 7 del año pasado, pero eso no sucedió, ya que probablemente lo dejarían para el 2022.

Asimismo, al hablar de los sensores de temperatura corporal, presión arterial y azúcar en la sangre para el Apple Watch, en su último boletín informativo Power On, el reportero Mark Gurman advierte que no espera ninguno de estos en el corto plazo.

En este momento, el Apple Watch es el reloj inteligente más popular en el mercado, y Apple tiene una ventaja de años sobre la competencia. Los relojes Wear OS se encuentran en medio de una transición complicada a una nueva plataforma unificada con Samsung. Fitbit y Garmin pueden tener funciones de salud avanzadas y una mejor batería, pero ambos se quedan atrás en funciones inteligentes como la conectividad celular.

Técnicamente hablando, no hay necesidad de que Apple en este momento cambie drásticamente las cosas a corto plazo, especialmente porque ya está invirtiendo recursos en investigaciones de salud más innovadoras.

Fuente: The Verge