Shazam es una aplicación de reconocimiento de música muy popular. Para muchos usuarios es, de hecho, uno de los primeros servicios que se descargan en sus teléfonos. Da la sensación que lleva funcionando en el ecosistema móvil desde sus inicios. Y es cierto, puesto que la compañía se fundó en 1999 y es una de las que más descargas en la historia. Ahora, Apple se encuentra en negociaciones para adquirirla de cara a potenciar sus servicios de música.

Según informan desde el medio especializado «TechCrunch», el gigante de la tecnología ha ofrecido a los responsables de la aplicación con sede en Londres (Reino Unido) una suma que ronda los 400 millones de dólares, una cifra por debajo de algunas estimaciones que lo situaban en más de 1.000 millones de dólares en su última ronda de financiación, en la que sumó 50 millones de dólares. La operación, según los analistas, se cerrará este mismo lunes.

Con más de mil millones de descargas acumuladas, Shazam se fundó en 1999 y pronto cautivó al gran público. Lo que consigue parecía sacado de la chistera de un mago. Utilizó por primera vez las funciones de mensajería de teléfonos móviles para identificar canciones. Su funcionamiento se sostiene en un buen aprovechamiento del micrófono que llevan incorporados la mayoría de teléfonos móviles para poder grabar una muestra de música que se esté reproduciendo. Se trata de una huella digital acústica, la cual se crea a partir de la secuencia y se compara con una base de datos para encontrar coincidencias. Una vez hecha la relación, el usuario puede recibir información tal como el título de la canción, artista, álbum.

Al margen de su éxito, la «app» ha mantenido relaciones comerciales con Apple desde hace varios años después de haber sido una de las primeras aplicaciones de música presentadas por la App Store de Apple. Además, desde la propia «app» se permite la adquisición de canciones a través de la tienda de descargas de contenidos digitales. También Siri, el asistente de voz de los dispositivos Apple, ha integrado funciones para controlar Shazam, como por ejemplo solicitarle a la aplicación que dé a conocer la música que está sonando.

Los analistas creen que este movimiento de Apple pretende contribuir a mejorar su oferta de música, mientras que su gran rival en la reproducción de música en «streaming», la compañía sueca Spotify, estudia su salida a bolsa en 2018, además de haber firmado un acuerdo con Tencent, el gigante chino. Spotify afirma tener 60 millones de usuarios frente a los 30 millones de Apple Music.