Apple fabricará la próxima generación de su computadora de escritorio Mac Pro en Austin, Texas (EE.UU.), anunció la compañía el lunes.

La Mac Pro es el único ordenador de la firma con sede en Cupertino (California) que se ensambla en territorio norteamericano, ya que la mayoría de los productos de Apple, incluido el iPhone, se ensamblan en China y enfrentan amenazas arancelarias.

El gigante tecnológico confirmó durante el fin de semana exclusiones de productos federales, lo que le permitió importar algunas partes que necesita para armar un Mac Pro sin pagar aranceles de importación. Apple dijo que las nuevas Mac Pro incluyen más del doble de componentes de fabricación estadounidense que los modelos anteriores.

“La Mac Pro es la computadora más poderosa de Apple y estamos orgullosos de construirla en Austin. Agradecemos a la administración por su apoyo que permite esta oportunidad”, expresó el CEO de Apple, Tim Cook, en un comunicado.

Una versión anterior de la Mac Pro también fue ensamblada en Texas por Flex, un fabricante por contrato. Apple dijo que el nuevo diseño, anunciado a principios de este año, se fabricará en las mismas instalaciones.

La Mac Pro es una computadora de alta gama para programadores, artistas y otras personas que requieren un potente ordenador. Su precio es de 5.999 dólares y no es uno de los productos de alto volumen de la multinacional estadounidense.