Apple confirmó sus planes de retrasar el lanzamiento de los nuevos iPhones este año. La compañía acostumbra presentar los nuevos modelos de sus dispositivos en septiembre y comienza a distribuirlos para sus ventas antes de fin de mes.

Aún no está clara la fecha de los nuevos lanzamientos, se estima que puedan estar listos a principios de octubre.