Apple podría cambiar las pantallas LCD de sus iPhone el próximo año, según lo publicado este martes por el diario The Wall Street Journal.

Esta revelación se encuentra en un artículo que señala como el proveedor de Apple en Japón, Japan Display, recurre a un grupo inversor de China y Taiwán para pedir ayuda financiera luego de las decepcionantes ventas del iPhone XR, lanzado en septiembre pasado.

Más de la mitad de los ingresos de la empresa nipona -fabricante de pantallas del iPhone y iPad- en marzo de 2018 provinieron del gigante estadounidense. Pero con la salida del modelo XR, que sólo usa pantallas de cristal líquido, sus ganancias se han venido abajo.

Según el rotativo, el gobierno japonés cree que no puede seguir apoyando a Japan Display y está dispuesto a ceder el control a inversores externos, de acuerdo a las fuentes familiarizadas con el tema.