La baja del precio de bitcoin (BTC) afectó la rentabilidad de los mineros, sin que esto represente un inconveniente. Al contrario, más mineros se están uniendo a la red, haciendo aumentar su poder de procesamiento (o hashrate) y su dificultad de minado.

Según la firma Compass Mining, los ingresos de los mineros denominados en fíat (dólares), cayeron 4% en abril respecto al mes pasado, reportó CriptoNoticias, todo esto mientras aumenta el hashrate y la dificultad.

Sin embargo, los mineros han demostrado históricamente que están remando contra la corriente, pues a pesar de la baja rentabilidad momentánea esta industria sigue creciendo, según otros datos reseñados por este medio.

En los últimos 3 meses, el precio del hashrate (hashprice) ha descendido hasta 12 centavos de dólar. El precio del hashrate es el valor en el mercado que tiene el poder de procesamiento de los mineros de Bitcoin, representa un estimado de la ganancia que se obtiene por cada TH/s invertido en la red cada día.

Ahora, si bien la rentabilidad en fíat ha retrocedido sustancialmente, los mineros de Bitcoin en EE.UU multiplicaron seis veces su producción de BTC durante el último año, lo que sin dudas los deja en una posición ventajosa en una estrategia de largo plazo.

Debido a la baja del precio de BTC, un minero de Bitcoin gana lo mismo actualmente que a finales del año 2020.

Se inunda la mempool de Bitcoin con miles de transacciones

La red se saturó de transacciones, haciendo subir un poco las comisiones y causando cierto nivel de retrasos. Miles de transacciones coparon la mempool de Bitcoin, el espacio de memoria donde los nodos de Bitcoin almacenan las transacciones en espera de ser confirmadas por los mineros.

No obstante, las comisiones se mantuvieron a precios inferiores a 1 dólar, en promedio, demostrando la madurez de los usuarios de Bitcoin en cuanto a no configurar sus wallets para pagar comisiones exageradas.

Para el día 17 de mayo la mempool estaba prácticamente despejada,  y las comisiones volvieron a promediar 1 satoshi por byte. El aumento del volumen de transacciones pudo haber guardado relación con el convulsionado mercado de criptomonedas y con eventos de consolidación de fondos por parte de los grandes exchanges como Binance.

Escenario regulatorio favorece o contradice a mineros de Bitcoin

Las últimas noticias regulatorias que afectan a los mineros de Bitcoin han sido de naturaleza mixta. Por una parte, tenemos que en Rusia se está señalando a los mineros de Bitcoin de sobrecargar la red eléctrica en algunas regiones, por lo que se está planteando limitar su consumo y también hacer que paguen más por el servicio.

Por otro lado, en Kazajistán, los mineros tendrán que seguir reglas más estrictas para llevar a cabo sus operaciones, a pesar de que en este país se concentraba un buen porcentaje del hashrate hasta el año pasado.

Viajando a Sudamérica, en Brasil los mineros no tendrán que pagar impuestos para importar sus equipos, los cuales, vale acotar, han bajado de precio con el retroceso del mercado de BTC. Esta pudiera ser una oportunidad para que la industria minera florezca en ese país, del que hasta ahora no se han tenido mayores noticias al respecto.

El hecho es que la minería de Bitcoin siempre encontrará espacios, aunque la prohíban. Tal es el caso de China, donde reportamos una subida en el número de mineros que están operando en la clandestinidad, arriesgándose a fuertes sanciones si son descubiertos.

A pesar de los escenarios restrictivos y pocos rentables, hay esperanza para los mineros de Bitcoin aún después de que entren en desuso.

Con Criptonoticias