Haciendo que la inteligencia artificial funcione para todos

Te dejamos este artículo de Sundar Pichai, CEO de Google, en el cual nos comparte su experiencia al trabajar en el gigante de la tecnología, y nos deja ver el compromiso constante por acercar la información a los usuarios.

google inteligencia artificial
Ingresé a Google hace 13 años, y es notable cómo la misión de la compañía de hacer que la información sea universalmente accesible y útil, continúa siendo tan relevante hoy como cuando me sumé a la compañía. Desde un inicio, hemos buscado resolver problemas complejos utilizando la ciencia de la computación profunda y los conocimientos, incluso cuando la tecnología que nos rodea fuerza un cambio dramático.

Los problemas más complejos tienden a ser los que afectan la vida cotidiana de las personas, y es emocionante ver cuánta gente ha hecho de Google parte de su día a día

Los problemas más complejos tienden a ser los que afectan la vida cotidiana de las personas, y es emocionante ver cuánta gente ha hecho de Google parte de su día a día – acabamos de pasar los 2 mil millones de dispositivos Android activos al mes; YouTube no sólo tiene 1 mil millones de usuarios, también suma 1 mil millones de horas de reproducción diarias; la gente encuentra su camino a través de 1 mil millones de kilómetros en todo el planeta usando Google Maps. Este crecimiento hubiera sido inimaginable sin la transición al móvil, que nos hizo repensar todos nuestros productos, reinventándolos para reflejar nuevos modelos de interacción como pantallas multitáctiles.

Somos testigos de un nuevo cambio en la informática: el paso de un mundo enfocado en móvil primero a uno basado en Inteligencia Artificial primero. Y, al igual que antes, nos está obligando a reimaginar nuestros productos para un mundo que permita una forma más natural y sencilla de interactuar con la tecnología. Pensemos en el buscador de Google: fue construido con base a nuestra capacidad para comprender el texto en las páginas web. Pero ahora, gracias a los avances en el aprendizaje profundo (deep learning), somos capaces de hacer que imágenes, fotos y videos sean útiles para la gente como nunca antes. Tu cámara puede “ver”, puedes hablarle a tu teléfono y obtener respuestas – la voz y la visión son cada vez más importantes para la informática como lo son los teclados y las pantallas multitáctiles.

El Asistente de Google es un ejemplo poderoso de estos avances. Hoy en día está disponible a través de 100 millones de dispositivos y se vuelve cada vez más útil. Ahora podemos distinguir diferentes voces en Google Home, ofreciendo a las personas una experiencia personalizada cuando interactúan con el dispositivo. También estamos en condiciones de hacer que la cámara del teléfono inteligente sea una herramienta para hacer distintas cosas. Google Lens es un conjunto de capacidades informáticas basadas en la visión que pueden comprender lo que estás viendo y ayudarte a realizar alguna acción en función a ello. Si alguna vez te has arrastrado bajo el escritorio de un amigo buscando la contraseña Wi-Fi que se encuentra en la parte posterior del router, ahora tu teléfono puede reconocerla, saber que intentas iniciar sesión en una red Wi-FI y automáticamente conectarte. Lo importante es que ya no necesitas aprender nada nuevo para que funcione: la interfaz y la experiencia pueden ser mucho más intuitivas que copiar y pegar información entre aplicaciones en un teléfono inteligente. En primer lugar, vamos a llevar las capacidades de Google Lens al Asistente y a Google Fotos y próximamente llegará también a otros productos.

Puedes leer el artículo completo de Sundar Pichai, CEO de Google en: https://latam.googleblog.com/2017/05/HaciendoAIparatodos.html