Cisco Capital, Celebrando 20 años de Innovación Financiera

Cisco Capital comenzó hace 20 años con un propósito claro: Permitir a las empresas de todos los tamaños transformarse y desarrollarse a través de la adquisición de la tecnología de Cisco.

Mientras que Cisco Capital ha crecido exponencialmente en todos estos años, nuestra misión se ha mantenido sin cambios en el tiempo. En las dos últimas décadas hemos visto pasar el boom y el colapso de las empresas puntocom, el colapso y el renacimiento de la industria bancaria, hasta llegar a la era de la transformación digital actual. Cisco Capital ha ayudado a organizaciones de todo tipo a reinventar su manera de cómo adquirir tecnología y aprovecharla para obtener ventajas competitivas, mejorar la eficacia de las ventas y la eficiencia operativa.

A medida que los switches, ruteadores y la cartera de productos de Cisco se han convertido en la base tecnológica tanto de empresas establecidas como de nuevas empresas, las innovaciones financieras de Cisco Capital a través de los años han permitido a las organizaciones escalar, satisfacer la demanda del mercado y mantenerse competitivas mediante la adquisición de nuevos equipos tecnológicos.

Cisco Capital en los años 90. Adaptación al auge y al desplome de las puntocom

El boom de las empresas vinculadas a Internet impulsó una era de oportunidades de crecimiento aparentemente interminables, catapultando tanto a los negocios establecidos como a las nuevas empresas de tecnología a los niveles superiores del mercado global. Para apoyar este rápido crecimiento, las empresas necesitaban equipos seguros y adaptables que se amoldaran a nuevas variables del mercado como el tráfico de Internet y el impacto de la rápida expansión de las bases de clientes. Mientras Cisco proporcionaba el hardware y el software prácticos para resolver la escala de desafíos relacionados, Cisco Capital entregó los medios financieros para que las organizaciones adquirieran estas soluciones en forma de préstamos y arrendamientos.

La década de los 90’ fue una era de crecimiento sin precedentes para las empresas tecnológicas. Pero entonces estalló la burbuja del puntocom. El crecimiento del mercado se desaceleró drásticamente en 2001, obligando a las empresas a adaptarse a la reducción de la demanda mediante la reducción de costos y la conservación del capital. Ante este contexto, Cisco Capital comenzó a ofrecer en Estados Unidos equipos renovados certificados por Cisco a través del remarketing de estos activos, creando opciones asequibles para que las organizaciones adquirieran tecnología a pesar de las limitaciones de recursos.

Cisco Capital en los años 2000. Política, evolución y transformación dinámica

Los cambios en las políticas, la falta de regulación bancaria y el posterior colapso del mercado en 2008 obligaron a muchas organizaciones a reconsiderar sus estrategias de adquisición de tecnología y a pensar de manera más creativa la manera de financiarlas.

El crecimiento del vínculo entre la infraestructura de TI y la generación de ingresos llevó a muchas empresas a buscar ofertas dinámicas que pudieran agregar valor a la línea de fondo, para cumplir las metas de la organización. Las empresas necesitaban algo que no sólo pudiera ayudar a satisfacer las fluctuaciones del mercado, sino que les brindaran una ventaja competitiva al optimizar el acelerado ciclo tecnológico.

En los años 2000, Cisco Capital introdujo el financiamiento para ayudar a las compañías a manejar proactivamente los ciclos de vida de la tecnología. Con el financiamiento del ciclo de vida, las empresas podrían redefinir la relación interna entre finanzas y las TI, alineando las inversiones tecnológicas con una nueva solución de extremo a extremo. Las empresas podrían invertir en la última innovación de Cisco, al tiempo que reducían los gastos operativos y limitaban los gastos de capital con una sola solución financiera.

El financiamiento del ciclo de vida proporcionó a las empresas una nueva opción innovadora para ayudarles a transformarse y satisfacer las demandas del mercado.

Más allá del 2016. Nuevos modelos de consumo y Pago Abierto

Actualmente las organizaciones se enfrentan a otro cambio significativo en la forma en que hacen negocios y cómo utilizan el financiamiento de los proveedores para adaptarse. La transformación digital y la aceleración exponencial de la innovación y el desarrollo empresarial presentan un nuevo conjunto de desafíos: La “economía basada en el consumo” de hoy en día. Los modelos de consumo reflejan con mayor exactitud el uso y proporcionan a los clientes más comodidad a una fracción del costo.

En este mercado en evolución, los consumidores ahora dependen de aplicaciones y servicios como Airbnb y Uber para disfrutar de beneficios y bienes con menos molestias. Un paradigma similar se está desarrollando en el sector financiero con la evolución de la demanda y los requisitos de escalabilidad.

Las organizaciones ya no quieren un plan de inversión en tecnología estática. En su lugar, los clientes necesitan algo que pueda adaptarse dinámicamente a las fluctuaciones de hoy en día y responder de manera fiable a la demanda. Con el fin de ayudar a los clientes a pagar por la capacidad variable según sea necesario, Cisco Capital desarrolló Pago Abierto (Open Pay) para alinear mejor los pagos futuros y el uso real.

Esperando a los próximos 20 años

Desde el préstamo inicial y las relaciones de arrendamiento de los años 90’ hasta las soluciones financieras actuales, la naturaleza transformadora del negocio y la tecnología demuestra que con un poco de ingenio se puede dar grandes dividendos en una industria alimentada por la innovación.

Al celebrarse el 20 aniversario de Cisco Capital, queremos agradecer a nuestros clientes, socios y miembros del equipo en todo el mundo por ayudarnos a reinventar el papel del financiamiento en la adquisición de tecnología. Esperamos ansiosamente los desafíos y oportunidades de las próximas décadas.